Tablas de quesos para Navidad: ¿Ideas?

A veces, no es necesario pasarse todo el día en la cocina para hacer el menú perfecto para esta Noche vieja. Un ejemplo de ello son los quesos. con una tabla de quesos bien elegidos y equilibrados puedes quedar muy bien. 

La clave está en la elección de quesos. No vale comprar cualquier tipo de quesos en el supermercado. Es noche Vieja, y tal noche se merece una tabla de quesos de gran calidad. 

Antes de decidir qué quesos quieres, es importante elegir dos cosas: la primera es tener bien clara la ocasión para la que vamos a organizar nuestra tablas, ya que no es lo mismo hacer un picoteo informar entre amigos y familiar, que planificar una señora cata. La segunda es decidir cuál va ser la temática. Podemos elegir quesos por tipo de leche, equilibrio, o incluso nacionalidad. No hay límites para escoger el rumbo de tu tabla de quesos. Bueno sí, hay una, y es el número de variedades. no te quedes corto, ni tampoco te pases, ya que puedes agotar el paladar. lo ideal sería elegir entre cinco y ocho variedades distintas de quesos, ya que ofrecen una buena gama para saborear. 

A continuación está el acompañamiento. A veces no es necesario acompañar los quesos, solo hace falta un buen vino, cava o incluso cerveza. Sin embargo, si eres de los que les gusta crear tablas bien coloridas, las frutas y los frutos, ya sean secos o frescos, son la mejor forma de acompañamiento. Los panes son un clásico, pero siempre funcionan. Existen una gran variedad de panes, incluso algunos pensados exclusivamente para tomarlos con queso. 

El queso en Navidad no sólo es para servirlo, también es un buen regalo quehacer a tus seres queridos. Por eso cuando hagas tu compra de quesos, aprovecha y hazla también para regalar, por ejemplo, una Cheese Box de Quesos.com.